Educación

Recomendaciones en la visita al pediatra durante la pandemia del COVID-19

En este momento el mundo atraviesa una situación epidemiológica que obliga al cuerpo médico del país a actuar responsablemente para frenar la propagación de la enfermedad.  En esto, los pediatras aún se encuentran evaluando el alcance que esta tiene en niños con base en experiencias como la de China, Italia y España, donde la pandemia ha tenido un gran alcance.

De los reportes médicos que hay hasta el momento se pueden extraer las siguientes recomendaciones, las cuales aplican en nuestros niños con cardiopatías congénitas complejas, sobre todo considerando que estos cuentan con enfermedades previas que los ponen en mayor riesgo.

En la consulta

En las consultas de rutina o por primera vez es recomendable:

  • En la medida de lo posible evitar los controles de los niños sanos, o dado el caso, realizarlos en un lugar aislado.
  • Leer la información de carteles o folletos que rodean la sala de espera de los pacientes pediátricos para informarse sobre el lavado de manos e higiene respiratoria.
  • No llevar juguetes, libros o dispositivos electrónicos que los niños puedan compartir en las salas de espera.
  • Para niños con síntomas de infección respiratoria aguda se requiere que el personal médico le facilite mascarillas para la no propagación del virus. En el caso de los bebés menores de 1 año, que no puedan usar mascarilla, deben mantenerse en sus coches apartados de los demás pacientes.
  • Los niños y acompañantes considerados altamente sospechosos de infección o que hayan tenido contacto con personas infectadas, deberían ser aislados a una sala acondicionada para tal situación.

En el Servicio de Urgencias

  • Exigir el aislamiento que separe al flujo de atención con posibles pacientes contagiados y el resto de pacientes.
  • Uso de mascarilla obligatorio para los niños y los papás.
  • Un solo acompañante por niño.
  • En lo posible, evitar tratamientos o procedimientos que generen aerosoles e incremente la difusión del virus.
  • Si se presenta un caso de COVID-19, se debe estudiar con los criterios establecidos para decidir la hospitalización.

Pacientes de riesgo

Los siguientes grupos de riesgo, deben recibir una evaluación especial y reforzar las medidas preventivas de exposición a contagios:

  • Niños con Cardiopatías congénitas complejas (miocardiopatías, pericarditis, arritmias severas).
  • Infantes Inmunodeprimidos: niños en tratamientos con quimioterapias; que reciban fármacos inmunosupresores; infantes en proceso de diálisis y con infección VIH.
  • Niños con enfermedades neuromusculares y encefalopatías.
  • Infantes con enfermedades respiratorias crónicas.
  • Niños con diabetes tipo 1.